 SONRISAS Y SISTEMAS
Aprendamos a amar y a servir a nuestros clientes y construyamos sistemas para que esto no tenga que ser un milagro.

 PROMETE POCO, SIRVE MUCHO
Las expectativas de nuestros clientes son gestionables por nuestro nivel de promesa y se nos juzgará por ello.

 CUANDO EL CLIENTE PREGUNTA, LA RESPUESTA ES SIEMPRE: SI
Sin comentarios.

 AUTORIDAD PARA EL PERSONAL EN CONTACTO
Los mejores, los mejor pagados y con poder de decisión.

 ¿NO HAY QUEJAS?. ALGO VA MAL
Falla el mecanismo del feed-back o somos Dios.

 LA CALIDAD DEL PRODUCTO ES EL MEJOR SERVICIO A CLIENTES
Mil veces mejor un buen producto en silencio, que una basura con sonrisas

 MÍDELO TODO
Los equipos de fútbol lo hacen, los de baloncesto también, los músicos ensayan… Por qué no hacerlo también.

 EL QUE HACE PREGUNTAS, RECIBE RESPUESTAS
Tus mil dudas acerca de cómo ser mejor y mejor, ¿por qué no se las haces al cliente?. ¡Ah!, te asustan sus respuestas.

 TU MADRE TENÍA RAZÓN
La educación, el respeto hacia el cliente, las buenas formas,… no eran ideas tan anticuadas.

 QUIÉN ES MÁS IMPORTANTE: TU JEFE O TU CLIENTE
Si la respuesta es aún: “mi jefe”, cambia de compañía.